Terapia de Pareja

annie-spratt-760345-unsplashTERAPIA FOCALIZADA EN LA EMOCIÓN

Emotionally focused therapy (EFT) es un enfoque estructurado para la terapia de pareja e individual,  desarrollado en los años ochenta por Sue Johnson y Les Greenberg para ayudar a personas y parejas que necesitaban reconectar emocionalmente.

Actualmente, existe un importante cuerpo de investigación que describe la efectividad de EFT. Quizás por esta base empírica y pragmática, es una de las terapias de pareja con mayor efectividad: Cuando la TFE es llevada a cabo por un/a terapeuta que domina el modelo, la tasa de éxito (las parejas consideran que su relación se ha recuperado) alcanza el 70- 75% y la de mejora significativa (las parejas consideran que su relación ha mejorado significativamente), es de cerca del 90%. 

La TFE se desarrolla a partir de la Teoría del Apego (John Bowlby), y reconoce el papel fundamental que las emociones tienen en la organización, tanto de nuestra experiencia interna como de nuestros patrones de interacción con los demás. Además, los terapeutas TFE usan técnicas provenientes de la Terapia Sistémica – Estructural (Salvador Minuchin) y de la Terapia Experiencial – Humanista (Carl Rogers).

El proceso TFE da a las parejas la oportunidad de identificar, explorar, dar sentido, transformar y gestionar con flexibilidad sus experiencias emocionales.

La TFE nos permite leer los conflictos en clave de apego, ayudar a las parejas a entender y procesar lo que acaba de ocurrirles, y utilizarlo para aprender más sobre su ciclo negativo y sus miedos y necesidades de apego.

TERAPIA DE PAREJA EN 9 PASOS

Sue Johnson organiza su terapia en 9 pasos, de forma que el terapeuta tenga un mapa y la pareja una estructura. Los pasos, como en una coreografía, se secuencian para facilitar el manejo de los desencuentros emocionales: Propone que empecemos por una primera etapa (pasos 1 a 4), donde crear una alianza terapéutica fuerte con ambos miembros de la pareja y en la que gradualmente les ayudemos a entender y desactivar su ciclo negativo, para que su vida cotidiana deje de ser un campo de minas.

Primera Etapa: Desescalada o Desarticulación de los ciclos negativos de interacción (Pasos 1 al 4)

Paso 1. Alianza, evaluación y delineación de los motivos de conflicto de la pareja.

Paso 2. Identificación del ciclo de interacción negativo y de las posiciones que toma cada miembro de la pareja en los momentos de conflicto y desconexión. (“Insistir/ Reprochar” “Bloquearse/ Ignorar”).

 Paso 3. Acceso a las emociones no reconocidas que subyacen a las posiciones. (“Parezco enfadada, pero por dentro me siento sola y asustada.”) (“Parezco indiferente y hostil, pero por dentro tengo miedo de perderte.”)

Paso 4. Replantear el problema en términos de ciclo negativo, emociones no reconocidas y necesidades de apego. El ciclo se re-encuadra como el enemigo común y la fuente del desencuentro y del conflicto emocional de la pareja.

Al final de esta etapa, la pareja es capaz de darse cuenta en tiempo real de cuándo el ciclo negativo se está encendiendo y salirse de él, sienten más esperanza, y son más abiertos el uno con el otro.

Segunda etapa: Cambio de las posiciones de interacción (Pasos 5 al 7)

Al inicio de esta etapa, el miembro de la pareja que tiende a replegarse empieza a mostrase más accesible, participa más, y comienza a identificar y expresar sus necesidades en la relación. El miembro de la pareja que tiende a reprochar, se muestra menos crítico y enfadado, y expresa otras emociones más suaves y vulnerables.

Esto nos permite empezar a trabajar, para re-estructurar las interacciones de la pareja y profundizar el compromiso emocional y la expresión y satisfacción de las necesidades de apego, de forma que el vínculo se vuelva seguro.

Paso 5. Promover la identificación, aceptación y expresión de emociones, necesidades y aspectos del yo ignorados, con el fin de integrarlos a las interacciones de la relación.

 Paso 6. Promover la aceptación de la experiencia del otro miembro de la pareja y nuevos patrones de interacción.

 Paso 7. Reestructurar la interacción y crear compromiso emocional. Facilitar la expresión de necesidades y deseos y crear un compromiso emocional así como momentos de integración que redefinan el apego entre los miembros de la pareja.

Al finalizar esta etapa, ambos miembros de la pareja están comprometidos emocionalmente y toman riesgos expresando sus necesidades y escuchando las necesidades del otro con vulnerabilidad. Se sienten vistos e importantes para el otro, y más aceptados. Saben cómo detener si ciclo negativo si llega a encenderse, y cómo reparar los desencuentros.

Tercera etapa: Consolidación e integración (Pasos 8 y 9)

Una vez que el vínculo emocional ha sido restaurado podemos ayudar a la pareja a:

Paso 8. Buscar y encontrar nuevas soluciones a los viejos problemas prácticos de la relación (educación de los niños, economía, relación con la familia extensa…)

Paso 9. Consolidar nuevas posiciones y nuevos ciclos de comportamientos de apego.

Cubrir estos pasos en este orden, maximiza las posibilidades de éxito, beneficia la alianza terapéutica y ayuda a resolver y superar muchos bloqueos e impasses típicos de la terapia de pareja.